SOBRE LA TRUFA Y SUS SECRETOS

SOBRE LA TRUFA Y SUS SECRETOS

La Tierra guarda en sí uno de los secretos mejor guardados… crece en ella un misterio conocido por pocos y degustado por algunos cuantos. Se tratad de la trufa, ¿qué es? No nos referimos preciosamente al chocolate que regalamos en Saint Valentine’s, de hecho, el chocolate recibe su nombre por éste.

 

Las Trufas son el fruto de un hongo subterráneo, fruto de un micelio que se desarrolla en asociación con las raíces de ciertos árboles o arbustos. Todas las variedades de trufa tienen la forma redondeada con superficie rugosa y algo aterciopelada. El tamaño varía de una nuez al de una patata. Más allá de ser un simple hongo como cualquier otro, la trufa es un insumo de lujo para los platos más exquisitos y deseados. Es un delicatessen que se consigue solo en las épocas específicas y se puede degustar solo en un corto periodo de tiempo, además de no poder crecer en cualquier ambiente.

 

Existen más de 30 especies de trufa, sin embargo las más conocidas son las trufas negras de Périgord en Francia y las trufas blancas de Umbría y Piamonte en Italia. Las segundas, pueden incluso llegar a valer más que el oro, incluso, hay subastas en las que se han ofrecido más de 5,000 euros por una trufa blanca. Los mejores ejemplares siempre tienen un precio alto, pero en los años de malas cosechas el precio se multiplica por tres. Su alto precio está causado por las condiciones específicas para su crecimiento, el método de extracción, conservación y la calidad de trufa.

 

 

Las trufas crecen en la raíz de árbol, solo, sin otros hongos al su lado. Por eso la recogida de trufas es un proceso difícil, el cual necesita mucha preparación, delicadeza y sabiduría.De hecho, y como dato curioso, hace tiempo los buscadores de trufas utilizaban a los cerdos para la búsqueda de este hongo por su olfato y percepción, sin embargo, muchas veces los cerdos terminaban comiéndose los hongos tras encontrarlas; razón por la cual los cerdos fueron reemplazados por perros entrenados con gran olfato.

 

A pesar de que hay muchas variedades de trufas, solo unas pocas variedades se pueden utilizar en la cocina y son aptas para el consumo humano. Incluso, los egipcios lo utilizaban en muchas de sus recetas porque creían que tenía propiedades afrodisíacas. No es necesario comprar un kilo de trufa por 3,000 euros, o entrenar a un perro para encontrar estos hongos en Francia, actualmente existen cientos de formas de degustarla, por ejemplo, en miel de trufa o aceite de trufa, los cuales agregan un sabor inigualable a cualquier receta (desde una pasta hasta unos huevos revueltos).

 

 

Encuentre en #VIPSBoutiqueOnline algunas presentaciones de la trufa, como TRUFA NEGRA APPENINO y CARPACCIO DE TRUFA NEGRA APPENINO, además, encuentre también aceite de trufa y miel de trufa en el Centro Comercial Andino, Local 3-14.



Abrir chat